Ondas de Choque Buenos Aires

:  2107-1626/ 4501-1629/8438

​: drdanielmoya@yahoo.com.ar

¿Puede una onda sonora reemplazar en algunos casos a la cirugía?

A pesar de lo que se pueda pensar, la respuesta a esta llamativa pregunta es un rotundo sí. El más conocido ejemplo de esto, son los cálculos renales. Hoy, un alto porcentaje de los casos que antes requería cirugía puede tratarse mediante la aplicación de una onda acústica (la conocida litotricia renal).​



¿Qué cuadros pueden ser tratados con ondas de choque en el campo de la Ortopedia y Traumatología? 


Los éxitos en el área de la urología extendieron la investigación a otras disciplinas. A fines de la década del 80 se obtuvieron los primeros éxitos en los casos de calcificaciones de los tendones del hombro. Otra vez, cuadros que eran habituales indicaciones de tratamiento quirúrgico fueron resueltos mediante las ondas de choque. Muy pronto, también  se evidenció su efectividad en otras patologías  de los tendones como en lesiones del tendón de Aquiles, el tendón rotuliano, en el llamado codo de tenista y en el dolor de talón, más conocida por el público general como "espolón calcáneo"  (fasciopatía plantar).  Otro campo apasionante son los trastornos de la consolidación de fracturas, en las que este método ha demostrado resultados sorprendentes. Las ondas de choque son una opción terapéutica con una alta tasa de éxito, y con evidencia científica sólida en múltiples patologías



¿Cuál es el mecanismo de acción?

Así como las células son capaces de reconocer un estímulo químico, como el que podría generar un medicamento, las mismas pueden reaccionar frente a estímulos mecánicos. La onda de presión aplicada sobre los tejidos, desencadena una respuesta celular que

genera procesos biológicos de reparación local en el organismo, por medio del aumento de la vascularización. Este efecto, demostrado científicamente, desencadena o acelera la cicatrización en  enfermedades tendinosas, enfermedades degenerativas de fascias, dolor muscular local de un punto gatillo, pseudoartrosis, etc.